18 de mayo de 2017 | #1458 | Por Mauro Mayor

El Polo Obrero y el Sitraic por trabajo genuino y obra pública

El Polo Obrero y el Sitraic lanzamos una campaña nacional conjunta por trabajo genuino y obra pública. Mientras crece la desocupación día a día y la inflación se come el salario de los trabajadores, en los barrios hay una infinidad de necesidades sin resolver.
 
Uno de los principales problemas es la falta de vivienda y el hacinamiento de dos o tres generaciones en el mismo hogar, además de la falta de cloacas o desagües, o la ausencia de asfalto y veredas. Hay una cantidad de obra pública necesaria y también mano de obra desocupada que podría llevarla adelante. Nuestra campaña tiene por objetivo realizar un relevamiento, barrio por barrio, para reunir el pliego de reclamos de cada lugar, y llevar adelante un empadronamiento de desocupados para constituir una bolsa de trabajo con aspirantes a realizar esas obras y así presentar al gobierno ambos pedidos: el de obra pública y el de puestos de trabajo.
 
El Polo Obrero viene organizando la pelea por la vivienda en todo el país, formando parte de los movimientos de lucha en la provincia de Córdoba o en los distritos bonaerenses de Moreno y Esteban Echeverría; en la Capital Federal se pondrán de relieve las reivindicaciones de los vecinos contra las urbanizaciones truchas y los negociados inmobiliarios de Horacio Rodríguez Larreta. El lanzamiento de esta campaña también le dará continuidad a la lucha por la realización de obras hídricas que el Polo y el Sitraic desarrollaron junto a otras organizaciones para exigir que terminen las inundaciones en toda la zona de Cuartel Noveno en Lomas de Zamora.
 
En el último tiempo se ha desarrollado una campaña de ataque a los desocupados inscriptos en los programas sociales. Bajo la acusación de que 'no quieren trabajar', el gobierno y sus medios de comunicación afines intentan ocultar la precarización laboral a la que son sometidos cientos de miles de estos trabajadores en todo el país.
 
El plan de empalme, anunciado por Macri junto a la burocracia de la Uatre (Trabajadores Rurales) el 1° de Mayo, va en sintonía con esta campaña de desprestigio y persigue el objetivo de degradar el salario y beneficiar a los empresarios. Durante dos años, los beneficiarios de programas sociales podrían ingresar a trabajar y el empleador se ahorraría la parte del salario que paga el Estado por el programa. Esto será usado por los capitalistas para despedir trabajadores de planta, bajo convenio y con antigüedad y reemplazarlo por personal precarizado; quien debe controlar que esto no suceda sería el Ministerio de Trabajo, ¡el mismo que emplea a trabajadores precarizados en su edificio y el mismo ministerio que despide laburantes!
 
Hay cientos de miles de trabajadores de las cooperativas Argentina Trabaja que desde hace nueve años realizan tareas propias de municipales, de barrenderos y recolectores de residuos, de trabajadores de la construcción o estatales. El Estado debería pasar a planta permanente a esos trabajadores y ponerlos bajo convenio. Ningún empalme trucho, queremos pase a planta, trabajo genuino y aumento salarial.
 
Durante los primeros meses del año, el movimiento obrero irrumpió con sus reclamos en la situación política del país. Los docentes, los más de 200 mil obreros que el 7 de marzo le reclamaron el paro a la CGT, las movilizaciones del movimiento piquetero, y la rebelión popular en Santa Cruz contra el ajuste de los K, le asestaron un duro golpe a la política ajustadora del gobierno. La CGT, luego del paro del 6 de abril volvió a la tregua sin plan de lucha. El llamado triunvirato piquetero (CCC- Barrios de Pie-CTEP) forma parte de esta tregua y está metido a fondo con el fraude de las cooperativas. Al estilo Milagro Sala, el gobierno de Macri pone a las organizaciones como entes ejecutores a las que les baja los fondos para que realicen obras, beneficiando a una burocracia dirigente a costa de la precarización de los compañeros que trabajan.
 
El Polo y el Sitraic nos oponemos a la tregua con Macri y los ajustadores, salimos a la calle como lo hicimos en el acampe con piquetazo nacional el pasado 14 de marzo. La unidad de los desocupados y ocupados de la construcción junto a los desocupados y precarizados organizados en el movimiento piquetero pone en pie un programa de lucha. ¡Vamos a un plan de asambleas por barrio, empadronamiento, plenarios y junta de firmas para ser decenas de miles y luchar por lo nuestro!
Tags: polo-obrero, sitraic, obra-pública, trabajo-genuino

Compartir

Comentarios

@2017 - Partido Obrero