16 de noviembre de 2017 | #1482 | Por Juan García

Jubilados en la mira

La clave del pacto fiscal entre Macri y los gobernadores se encuentra en la reforma previsional que el gobierno tiene en carpeta.
 
La Anses resignará casi 130 mil millones de pesos por el 20 por ciento de la recaudación de Ganancias que dejará de percibir y que no será cubierta por lo que reciba de lo recaudado por el impuesto al cheque. “Como el impuesto al cheque podría ser tomado a cuenta de Ganancias y en consecuencia podría ir menos dinero a la Anses el desfinanciamiento podría llegar a los 219.000 millones de pesos en 2018” (Clarín, 13/11).
 
Para cubrir este bache, el gobierno promueve el cambio del índice de ajuste de las jubilaciones. En 2018, el aumento de los haberes podría ser del 14% en vez del 24% que correspondería con la fórmula actual, “ahorrando” a costa de los jubilados más de 100.000 millones de pesos. Asimismo, la Anses está apelando los fallos de Cámara de reajustes de haberes de los jubilados que no aceptan los menores índices establecidos por la ley de Reparación Histórica.
 
“Están en juego unos 200.000 juicios con diferencias de hasta el 70% en detrimento de los jubilados” (ídem).
Este recorte brutal será complementado con otros cambios, como el intento de ampliar la edad jubilatoria y la eliminación de los regímenes especiales. Incluso con la posibilidad de modificar hacia abajo el cálculo de las futuras nuevas jubilaciones. “El FMI y otros organismos financieros vienen planteando esa alternativa y que las futuras jubilaciones bajen del 65% del sueldo al 45% a complementar con aportes adicionales voluntarios” (ibídem), que serían administrados por compañías de seguro y fondos de pensión.
 
El otro punto fuerte en la agenda establecida por el gobierno y los gobernadores es la armonización previsional en el caso de las trece provincias que todavía tienen sistemas jubilatorios provinciales -que en muchos casos garantizan jubilaciones cercanas al 82% móvil del salario en actividad- y su transferencia a la Anses.
 
En Formosa, Tierra del Fuego y Córdoba se aplicaron reformas previsionales durante 2016. En Neuquén se produjeron importantes movilizaciones en defensa de la jubilación provincial. En Santa Cruz, los sindicatos estatales votaron una movilización a la localidad de 28 de Noviembre, donde sesionará la Legislatura, frente a la perspectiva de que la mayoría oficialista que responde a Alicia Kirchner imponga la “armonización” en la última sesión del año.
 
Tags: jubilados, reforma-previsional, anses

Compartir

Comentarios

@2017 - Partido Obrero