16 de febrero de 2017 | Por Gabriel Solano

Bochornosa conferencia de prensa de un gobierno golpeado por el repudio popular

Macri no respondió a ninguno de los temas planteados
La conferencia de prensa convocada por Macri fue el resultado de los sucesivos golpes políticos sufridos por su gobierno en los últimos días, sobre todo por el escandaloso acuerdo de condonación de la deuda de su grupo empresarial con el Estado por el canon impago del Correo Argentino y por el más reciente intento de reducir por una medida administrativa los haberes jubilatorios.
 
Ninguno de estos temas, sin embargo, fue aclarado. Sobre el Correo Argentino Macri informó que se declaraba nulo lo actuado por su gobierno y que le pedía a la Justicia que se expida, agregando que toda demora afecta los intereses del Estado. Pero no explicó por qué su grupo empresarial presentó durante 14 años consecutivos una propuesta de pago inaceptable, que equivalía a una condonación de la deuda acumulada. Ante la pregunta de un periodista de qué opinión tenía sobre las declaraciones de un gerente de Socma (Grupo Macri) que reclamó que el Estado le debe a la empresa, se excusó diciendo que no iba a emitir opinión.
 
Su silencio fue especialmente grave pues su grupo empresarial a la vez que reclama una condonación de su deuda, comenzó un juicio hace pocos meses contra el Estado por $ 1.795 millones, más un adicional de $ 570 millones, con un interés del 11 % anual, o sea, con una tasa que duplica la que se utilizó como cálculo para el pago de su deuda con el Estado.
 
Es tan escandaloso el cuadro que si la Justicia aprobara este reclamo de los Macri y siguiera adelante la condonación, la familia del presidente no solo no le pagaría nada al Estado, sino que éste le tendría que abonar a ellos más de $2000 millones. No cabe duda de que, en cuanto a vivir del Estado, los dueños de Socma han acumulado mucha experiencia.
 
Macri tampoco respondió por qué redujo el cálculo de la movilidad jubilatoria, de lo que luego debió retroceder frente al repudio generalizado. Aunque los funcionarios lo minimizaron hablando de que se trataba de $20 por jubilado, lo cierto es que para la ANSES hubiera significado un ingreso de unos $6.000 millones. Para eludir la respuesta Macri recurrió a la pura mentira, afirmando que los aumentos jubilatorios estuvieron por encima de la inflación. Los números lo desmienten: en el último año por la movilidad jubilatoria los aumentos que recibieron los jubilados fueron del 28.6% contra una inflación que, como mínimo, estuvo en el orden del 41%. De esto surge que los jubilados en vez de aumentos tuvieron una reducción de sus haberes del orden de los 12 puntos.
 
Y volvió a alabar la “reparación histórica” a los jubilados, una brutal expoliación este sector de la población que ha visto cercenado sus derechos. La “reparación” supone que los jubilados reciban entre el 10 y el 15 por ciento de lo que realmente les corresponde y de lo que reclamaban en sus juicios.
 
Varios periodistas presentes pusieron a Macri en apuros. Se le preguntó por la ola de despidos y de porqué Triaca no recibe a los trabajadores de AGR-Clarín. Obvió totalmente el tema.
 
También fue cuestionado por los tarifazos, que contrastan con los salarios de miseria que, en promedio, no superan los $10.000 (un periodista le dijo: “como hago para pagar esos tarifazos con mi sueldo de $12.000”?). La repuesta simplemente fue que “en un futuro vamos a estar mejor”.
 
En relación a las paritarias Macri también faltó a la verdad, o para ser más precisos, mintió deliberadamente. Señaló que les pide a los empresarios que hagan un esfuerzo a la hora de fijar los aumentos pero no explicó por qué su gobierno, a través del Ministerio de Trabajo, bloqueó el pago de la paritaria bancaria firmada en noviembre pasado.
 
La conferencia retrató un gobierno golpeado por un repudio popular creciente.
Tags: mauricio-macri, correo-argentino, jubilaciones

Sobre el Autor

Gabriel Solano

Compartir

Comentarios

@2017 - Partido Obrero