10 de agosto de 2017 | Por Pablo Busch

Cierre de campaña: Vidal miente sobre Cresta Roja

En el cierre de campaña de Cambiemos, la gobernadora puso a la planta avícola como ejemplo de una supuesta "creación de empleo".
El cierre de campaña del frente oficialista Cambiemos arrancó trunco; al derrumbe del plan económico del Gobierno -que enfrenta una corrida devaluacionista a horas de las PASO- le sigue el derrumbe político; el candidato Esteban Bullrich no puede dar una entrevista sin meter la pata -como todos los candidatos "creados"- y demostrar lo que todo el gobierno intenta disimular: el contenido clerical y reaccionario de sus candidaturas.
 
Hace unos días, en medio del conflicto contra los 53 despidos persecutorios, los trabajadores de Cresta Roja contrastaron dos videos de la gobernadora; el primero, en campaña, prometiendo defender la fuente de trabajo y reincorporar a los despedidos. el segundo, actual, en donde el Gobierno envió la Infantería para impedir la toma obrera de la fábrica.
 
En el discurso del cierre, María Eugenia Vidal dijo que en Cresta Roja el Gobierno de Macri había "generado empleo": pero la realidad del asunto es bien distinta: en primer lugar, porque en una empresa en la que trabajaban 4.000 trabajadores trabajan hoy no más de 1.500, mientras 2.500 siguen esperando ser convocados. Quienes recuperaron la fuente de trabajo, lo hicieron a costa de una enorme renuncia salarial y de condiciones de trabajo -una prueba de la reforma laboral que el macrismo quiere replicar como ejemplo en todo el país.
 
 
En segundo lugar, el desguase tramado por la familia Rasic -en beneficio de otras empresas- fue impedido por la resistencia obrera, que convirtió al conflicto de Cresta Roja en tema nacional.  Otra realidad que la Gobernadora oculta es que el grupo Proteínsa -integrado por Ovoprot, Laclau y Tanacorsa- se hizo de la operación de Cresta Roja sin invertir un peso: el único compromiso que asumió es hacerse cargo del pago de las indemnizaciones, cosa que no hizo a pesar de diferentes compromisos asumidos ante la jueza.
 
El discurso de Vidal apunta a anotarse como propia una conquista que es de los trabajadores de Cresta Roja; la continuidad de la fuente laboral es la resultante de sus enormes tendencia de lucha. Esta "expropiación discursiva" tiene como objetivo explícito empalmar con el "relato" central de la clase capitalista -y que hace propio la burocracia sindical: que la resistencia obrera es la causante de los cierres de fábricas.   
 
El "relato" no parece entrarle a la clase obrera que responde al ajuste con numerosas ocupaciones de fábricas (AGR, Pepsico, Atanor, Tecpetrol, etc) y mucho menos a los trabajadores de Cresta Roja: el Gobierno los intentó utilizar como ejemplo nacional de salida "macrista" a a la crisis económica: pero que con una semana de paro contra los despidos y la destitución de los delegados patronales se han convertido, como un bumeran, en un ejemplo nacional de lucha contra el ajuste.
Tags: paso, vidal, cresta-roja, alimentacion, despidos

Compartir

Comentarios

@2017 - Partido Obrero