6 de diciembre de 2017 | Por Mario Diamonte de Jubilados Clasistas

La infamia del diputado Tonelli y los senadores contra los jubilados

“Los jubilados van a perder plata no poder adquisitivo”: esta frase, que seguramente quedará en la historia de las infamias en nuestro país, es la respuesta que dio el diputado oficialista Pablo Tonelli a los medios ante la pregunta sobre la “nueva fórmula” aprobada por senadores para el cálculo de la movilidad del haber jubilatorio (Infobae, 4/12).

La indignación que produjo entre los jubilados y pensionados esta afirmación fue enorme y se manifestó en todos lados, tanto en las redes sociales como en los medios de comunicación –C5n, Crónica, numerosas radios…

Tonelli miente descaradamente porque hasta el último jubilado ya sabe que con la “nueva fórmula” quitarán de nuestro haber alrededor de 8 puntos (la próxima suba será del 5,7%, con la fórmula anterior sería del 14%).

Como esta quita afectará a una masa de alrededor de 17 millones de personas entre jubilados, pensionados, pensiones no contributivas, beneficiarias de la AUH (Asignación Universal por Hijo), el ajuste totaliza unos 100.000 millones de pesos al año, que saldrán de nuestros bolsillos para facilitar el Pacto Fiscal con los gobernadores. Ese fue el motivo por el cual estos hicieron fila para firmar ese “acuerdo”, desde Urtubey hasta Alicia Kirchner.

También los senadores pusieron el gancho a este robo a los jubilados, en una sesión exprés –de apenas 10 minutos– realizada el 30 de noviembre. Sobre 43 senadores que lo hicieron, 20 fueron del FPV-PJ, con lo que fue esta “oposición” la que garantizó la media sanción a la Reforma Previsional, que contempla la modificación del cálculo de la movilidad y también la extensión a 70 años de edad para jubilarse a hombres y mujeres.

Hechos estos señalamientos, debe destacarse que la fórmula ahora derogada tampoco era ninguna maravilla. Por eso desde el Partido Obrero y la agrupación Jubilados Clasistas planteamos que el haber mínimo no puede ser inferior a lo que cuesta la canasta básica del adulto mayor, estimada por la Defensoría de la Tercera Edad en 17.500 pesos, y que el haber inicial tiene que ser el 82% del último salario percibido.

Denunciamos lo votado en el Senado y llamamos a luchar por impedir que tenga una sanción definitiva en Diputados, y por ello participamos de la movilización llamada por sindicatos combativos y otros sectores sociales para el 6 de diciembre contra las reformas laboral y previsional, y lo haremos en las sucesivas instancias de lucha que vayan en esta dirección.

El CV de Tonelli

El autor de estas declaraciones infames votó contra nuestro diputado Néstor Pitrola, cuando éste denunció el “Dietazo” a diputados y senadores, por el que estos recibirían aumentos entre el 47% y el 62% y el 100% en los “gastos de representación”. Gracias al voto de Tonelli (y también de Carrió) hoy los diputados tienen una dieta que redondea los 140.000 pesos. Y es esta gente la que ahora va a votar, como ya lo hicieron sus senadores, una rebaja alevosa en el haber de los jubilados –el 80% de los cuales percibimos haberes que no llegan a los 9.000 pesos– y la liquidación de los regímenes previsionales de docentes, trabajadores de Luz y Fuerza, judiciales o provinciales que tienen conquistas mayores que las nacionales.

Tonelli, Carrió, Pichetto son unos farsantes a quienes les cabe de definición de “infames”, utilizado en la antigua Roma para los ciudadanos que habían perdido su reputación.

Tags: jubilados

Compartir

Comentarios

@2017 - Partido Obrero